¿Cómo dar de alta la luz en una vivienda tras haber finalizado un proyecto arquitectónico?

Descubre cómo dar de alta la luz en una vivienda tras haber finalizado un proyecto arquitectónico y de qué forma puedes ahorrar en tus facturas.



Dar de alta la luz en tu nuevo hogar es un proceso fácil y sencillo si conoces los pasos que deben seguirse. En este artículo te explicamos cómo realizar este trámite y qué tarifa elegir para poder ahorrar dinero con tus facturas de energía.


¿Cómo dar de alta la luz en tu nueva vivienda?


Tras años de búsqueda y sueños, por fin has encontrado la casa que estabas buscando. Ha sido un proceso muy intenso acompañado de un gran equipo de arquitectos que ha sabido comprender cuáles han sido tus necesidades y deseos. Tu vivienda de nuestra construcción es tal y como tú la habías concebido. Ya está todo terminado, pero sin embargo todavía quedan algunos trámites por finalizar.


Quizá uno de los más urgentes antes de mudarte a tu nueva vivienda es dar de alta la luz con EDP, Holaluz, Repsol o cualquiera que sea la compañía que has elegido. En primer luga debes comprender que para tramitar el alta debes contactar con una comercializadora a tu elección, ya que la distribuidora asignada en tu zona tan solo envía a un técnico para realizar las operaciones necesarias, pero será la comercializadora quien tramite el alta del suministro de luz. Para dar de alta la luz con cualquier compañía, ya sea Endesa, Iberdrola o EDP, existen muchas en el mercado, en primer lugar debes cumplir con los requisitos. La casa debe tener acceso a la red eléctrica y tendrá que obtener el Certificado de Instalación Eléctrica que asegura que la instalación se encuentra en buenas condiciones. Además, será necesario presentar los siguientes documentos para tramitar el alta:


● Documento Nacional de Identidad.

● Datos de contacto como el correo electrónico o teléfono.

● Dirección exacta de la vivienda.

● Número IBAN de la cuenta bancaria para domiciliar los pagos.

● Código Universal del Punto de Suministro.

● Documento que acredite la relación del titular con la vivienda, como un documento de compraventa.


Una vez se haya aprobado la solicitud, la comercializadora se pondrá en contacto con la distribuidora para enviar a un técnico. Este proceso puede durar entre 5 y 7 días.


¿Qué importancia tiene elegir la potencia eléctrica adecuada?


La potencia eléctrica contratada es el número de kilovatios máximos que pasan por la instalación en un momento determinado. Contratar los suficientes nos permitirá utilizar nuestros electrodomésticos con normalidad sin que se active el Interruptor de Control de Potencia. No obstante, cuantos más contratemos, más pagaremos en el término fijo de nuestra factura. Por ello es muy importante realizar un estudio de consumo para saber cuántos kilovatios necesitaremos sin contratar demasiados. Existen tres formas de hacerlo:


● Contratando los servicios de un técnico electricista, quien nos asesorará de la potencia eléctrica más adecuada.

● Utilizar una calculadora de potencia eléctrica, introduciendo todos los datos necesarios para que esta herramienta pueda darnos una respuesta certera o la más aproximada posible.

● Realizar un cálculo manual revisando las etiquetas de consumo de energía de los aparatos eléctricos. Después habrá que realizar una suma para poder conocer cuánta energía consumirían la mayor parte de los electrodomésticos conectados al mismo tiempo.


Lo más recomendable es consultar con un profesional, ya que nos asesorará sobre cuál es la potencia más adecuada contando con sus conocimientos y experiencia. Te invitamos a leer el siguiente artículo si quieres aprender sobre cómo ahorrar energía en tu hogar día a día y cuidar también del planeta.

8 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo